APC.org > ICT policy > LAC > Information
 
 GO >> | Site map | Contact us
All themes
-- Todos los temas --
Acceso
Ancho de banda e infraestructura
Capacitación y educación
Censura
Ciencia y tecnología
CMSI y seguimiento
Comercio electrónico
Contenido y lengua
Derechos de comunicación
Estrategias nacionales de TIC
Género
Gobernanza de internet
Gobierno electrónico
Legislación y regulación
Libertad de expresión
Medios
Propiedad intelectual
Seguridad y privacidad
Software
Telecomunicaciones
TIC para el desarrollo
 HOME 
 NEWS 
 INFORMATION 
 STATISTICS 
 EVENTS 
 ORGANISATIONS 
 

Information > Internacional > TIC para el desarrollo

eLAC 2010: ¿mucha guerra para pocos soldados?

Foto: Inés Campanella
02/21/2008 (Monitor de Políticas TIC en América Latina y el Caribe de APC) --

En la II Conferencia Ministerial sobre la Sociedad de la Información, Inés Campanella (corresponsal especial para APC), tuvo la posibilidad de entrevistar a Carlos Afonso (Director de planeamiento de la Red de Informaciones para el Tercer Sector - RITS). Recomendamos la lectura completa de esta entrevista.

IC: Desde una perspectiva  general: ¿cuáles son tus apreciaciones sobre el proceso eLAC, desde sus comienzos hasta ahora?

CA: Bueno, hay una visión que yo creo que es más bien de consenso respecto al proceso del eLAC, y es que no ha hecho ninguna cosa excepcional hasta ahora. Muy pocas cosas concretas, con la excepción de un cierto intercambio de información, lo cual es igualmente interesante. Me parece que algunos asuntos quedan rezagados desde la primera versión, el plan eLAC 2007, que estaban mejor formuladas en la versión original y que se han distorsionado un poco. Y faltan otras.
Creo que lo más importante es que esto podría servir para agrupar iniciativas más concretas, incluso sectoriales o temáticas, que hicieran un trabajo más profundo, más al grano. Un ejemplo es lo que se discutió en la reunión del GAID de los días pasados, con la propuesta de hacer una reunión sobre capacitación y redes educacionales, y relacionarlos con las TIC. Eso parece que esta progresando, hacer reuniones al estilo del eLAC pero con ejecutores de políticas, con decisores. En la jerarquía de un ministerio encontrás un primer y segundo nivel, que son los que trabajan directamente con los asuntos, los especialistas, etc. Y yo creo que ahí si se puede progresar. Una reunión de generalidades, interministerial, como es la del eLAC, creo que no “anda mucho”

IC: En este sentido, si bien es claro que se trata de una declaración política, también hay que analizar qué mecanismos de seguimiento se implementan para que no se diluyan los compromisos... ¿en esa área también diagnosticas debilidades de la estructura actual?

CA: Claro. La agenda que se intenta construir aquí, que yo creo es el principal producto de la reunión, es una agenda interesante, que, sin embargo tiene fallas, como he dicho. Por ejemplo, la carencia a la mención de las redes comunitarias. Las propias operadoras de servicios de  telecomunicaciones ya empiezan a ver a las redes comunitarias con otros ojos, porque ven que tiene sentido hacer infraestructura en los municipios, para dar el paso próximo que todas las telefónicas quieren dar, en relación con la convergencia tecnológica: la distribución de contenidos, porque saben que el sistema tradicional ya es obsoleto. Está la competencia de  tecnologías nuevas, como el 3G.
Bueno, esto es solamente un ejemplo de puntos que faltan destacar. También la temática de  costos internacionales de interconexión, dónde en América Latina y el Caribe siempre tenemos la peor parte, con precios más caros, en comparación con los países desarrollados. Eso tendría que negociarse en bloque, porque hay infraestructura que recorre todo el continente, pero no se está haciendo, falta afinarlo. La interconexión regional, tampoco está bien formulada en el plan entonces. Y no hemos logrado nada aún en proyectos en esa área, con alguna excepción en América Central. Por ejemplo, pensar en redes de interconexión, para optimizar el tráfico en ALC, y ahí “salir” al resto de internet. No hay aún un entendimiento de que eso es  importante, y eso es una falla.

IC: Ha habido algunos progresos, como ser la inclusión de metas específicas relativas al género, es también un proceso de aprendizaje...

CA: Sí, al menos hay una conciencia de que los problemas existen, pero falta entendimiento común acerca de algunos tópicos urgentes, como mencionaba antes.

IC: Y en lo que hace a la gobernabilidad,  la participación de las organizaciones de la sociedad civil en todo el proceso... ¿cuáles son tus apreciaciones, cómo se ha desarrollado esta inclusión?

CA: Yo he encontrado este espacio, que es básicamente un espacio coordinado por el gobierno de El Salvador, sorprendentemente abierto, incluso más abierto de lo que esperaba. Incluso pudimos participar de reuniones de las delegaciones, y entrar en la sala de negociaciones. Todo esto es interesante, y la misma invitación para participar fue bastante amplia, no hubo restricciones, ni hubo el aviso tradicional de que seríamos rezagados a un lugar periférico. En este sentido, fue mejor que la última conferencia, realizada en Río de Janeiro, y eso es un punto especialmente muy positivo para nosotros. Otra cosa positiva es que se abre un espacio formal de participación para la sociedad civil, en los mecanismos de seguimiento. Cómo vimos en las discusiones que tuvimos con los colegas de la sociedad civil que están en la conferencia, hemos constatado la dificultad orgánica que tenemos de estar presentes, pero presentes con eficacia, en ese espacio. Y hay varios de nosotros que venimos con recursos específicos. Yo soy un ejemplo claro: vengo porque el Comité de Gestión de Internet apoya la gestión nuestra acá pero si no hubiera, nadie me pagaría, y yo no podría estar presente. Y el Comité no es necesariamente el sector de la sociedad civil que estamos tratando de representar, el Comité ya tiene su presencia.

IC: Creo que aquí hay dos problemáticas: no únicamente el grado de participación a alcanzar sino la heterogeneidad de los participantes de las organizaciones de la sociedad civil...

CA: Sí, exacto, ese es otro punto, la diversidad. ¿Cómo insertamos por ejemplo la ISOC , que está muy interesada en participar, o LACNIC.? Esto tendría que ser un espacio pluralista. Sabemos que tienen afinidades con “nuestro lado”, pero no es su “lado” desde el punto de vista  formal, y ahí es que digo que el espacio tendría que ser pluralista, de todos. Sería muy interesante tener también la presencia de ellos, yo creo que no necesitan conquistar ese espacio porque ya son invitados naturales, debido a la importancia que tienen. Y ellos también tienen sus recursos, que nosotros no tenemos, para estar presentes. Entonces, mi punto principal es ese, cómo viabilizar una presencia fuerte y que la sociedad civil (no digo ya los que representan, porque eso compone otra dificultad, definir qué tipo de representación, etc) pueda estar presente en el proceso como un todo. Yo mismo, y puedo decirlo sin ningún problema, pasé las últimas dos semanas leyendo cosas para actualizarme, porque no tuve tiempo para acompañar el proceso. Y es casi imposible leer los documentos de CEPAL, que son docenas y docenas, a veces con un tratamiento académico, que están analizando “el número de camellos en la cabeza de un alfiler” requiere mucho tiempo, y no es por ese lado.  

IC: Fomentar la participación de más organizaciones tendería a fortalecer el conjunto, y la incidencia posible entonces...

CA: Así es. Y buscando que se interesen por participar con los mecanismos en línea. Tenemos que ser bastante objetivos, no hay recursos. No vamos a obtener recursos para tener una presencia física amplia. Entonces, efectivamente, hay que contar con las organizaciones que sí tienen esos recursos para estar presentes. Eso es lo que yo creo que falta. Falta hacer una especie de autocrítica sobre el acompañamiento que hemos hecho del proceso, tratar de cambiar eso y tener una presencia más constante, incluso para colaborar. Porque sucede que en ocasiones CEPAL, por falta de tener otros actores decidiendo o proponiendo cosas, ocupa ese lugar. Y ese es un problema, porque tiene un abordaje propio, que ciertamente no es el nuestro. Estos son los puntos sobre los que me parece habría que trabajar.

IC: Con respecto a los procesos de consulta, sabemos que el borrador del eLAC 2010 se hizo en base al  “Delphi de prioridades de políticas eLAC”, llevado a cabo por CEPAL. Hubo importantes cuestionamientos a la validez y representatividad de este proceso por parte de varias organizaciones de la sociedad civil. ¿Cuáles son tus consideraciones sobre esta situación?

CA: Bueno, claro, la prueba está en que efectivamente hay dificultades, a partir de esa ronda varios asuntos importantísimos quedaron afuera. La cuestión de medir subjetivamente en porcentajes... francamente, no es así que funciona. Yo intenté responder al cuestionario, porque estaba dentro de los encuestados, y cuándo llegué a la parte de los porcentajes, me pareció que no podía responder con tanta seguridad, pero me parece que a todos les pasó lo mismo. Y, realmente, la gente parece que se fascina con el mecanismo mismo, no con el contenido en sí. Bueno, ¿y que resultados salen luego de eso? Eso es lo que yo me cuestiono....

IC: Evidentemente, la técnica, la metodología, tampoco es neutral sino que obedece a ciertos lineamientos

CA: Por supuesto que sí, y ahí esta el problema. Organismos como CEPAL funcionan mucho sobre la base de  donaciones para proyectos. Entonces, por ejemplo, llega la Unión Europea con una metodología que quizás allá funcionó muy bien, ponen el dinero, y se aplica aquí indiscriminadamente. Y así sale luego nuestro “plan regional”

IC: Para terminar, en lo que hace a  la participación efectiva en los mecanismos de seguimiento, tú mencionabas por ejemplo, reunir más organizaciones, promover la participación amplia, una mayor constancia... ¿qué otros elementos están faltando, o hace falta tomar en cuenta?

CA: Todo eso, y también, por favor, tener claridad de que nosotros tenemos pocos recursos. Betinho siempre decía: “es mucha guerra para pocos soldados”. Tenemos pocos soldados, entonces, de los grandes temas, de los cuales resultaron esas ochenta y pocas metas, tenemos que hacer el esfuerzo de elegir lo que es más prioritario, conforme a las coyunturas. Ponerse de acuerdo, que no es fácil. Hay un tema en el cual la gravedad es clara, que es el de penetración del acceso. Bueno, entonces, trabajemos sobre eso. Preguntarse también cuales son las prioridades en las que podemos incidir, e incidir con alguna calidad y alguna eficacia, por la poca gente que tenemos. Tenemos que hacer un filtro y decir “en eso podemos trabajar, y en eso no”. Me parece que esa es la tarea inmediata luego de la conferencia.

IC: Carlos, muchas gracias por tu tiempo y colaboración!

Date: 02/21/2008
Location: Internacional
Theme: TIC para el desarrollo, CMSI y seguimiento
Source: Monitor de Políticas TIC en América Latina y el Caribe de APC
Contact: Inés Campanella

Comments
All countries
-- All countries --
Argentina
Bolivia
Brasil
Chile
Colombia
Costa Rica
Cuba
Ecuador
El Salvador
Guatemala
Honduras
México
Nicaragua
Panamá
Paraguay
Perú
R. Dominicana
Uruguay
Venezuela
ALC
Internacional
Este sitio fue actualizado por última vez en marzo del 2010 y esta disponible solamente a efectos de archivo histórico.
Para información sobre las iniciativas actuales, visite el sitio de la Asociación para el Progreso de las Comunicaciones

Creative Commons: Some Rights Reserved
Ciertos derechos reservados

Monitor de Políticas TIC en América Latina y el Caribe (ALC) de la
Asociación para el Progreso de las Comunicaciones (APC) desde 2001

Apoyado por HIVOS